El Juego en la Primera Infancia

El juego en Primera infancia

El juego en la primera infancia en términos generales ha existido desde tiempos remotos y ha cobrado mayor importancia durante la infancia con el paso de los años, debido a su carácter libre.

A continuación te daré a conocer los beneficios del juego en la Primera Infancia de las diversas clases de juego y con ello una que otra manera de crear medios que logren estimular a los niños y niñas.

Qué es el juego en la primera infancia

El juego es un ejercicio que promueve el despliegue del cerebro, ya que ayuda directamente a la creación de nuevas conexiones neuronales y fomenta el pensamiento y el razonamiento. De igual modo, vemos el ensayo y regulación de las sensaciones y sentimientos en los niños y niñas.

En la recreación se ven inmersos la vida y los intereses de los niños y niñas. Es decir, a través de la recreación los pequeños expresan libremente sus emociones, pensamientos, deseos, ideas y expectativas.  

Tipos de juegos en la primera infancia

A medida que los niños y niñas van creciendo, los juegos en la Primera Infancia varían. Cuando están muy pequeños aún el juego es de exploración, haciendo uso de sus sentidos, después con el pasar del tiempo, al crecer empiezan a interesarse por lo que hacen los adultos y es cuando juegan a ser doctores, policías, , doctores, actores, etc.

 Juego funcional

Tipos de juegos

Los niños y niñas realizan movimientos para explorar todo aquello que le interesa y desea para jugar. Es decir, esta clase de recreación fomenta el avance sensorial, las habilidades motrices básicas, la duración de las cosas y la oportunidad de distinguir causa-efecto.

Veamos algunos juegos para niños de Primera Infancia propios de ese ciclo: dejar caer cosas, hallar objetos que están escondidos adrede, tomar elementos que no están al alcance y necesitan apoyo, sacudir un sonajero, gatear, correr, brincar.

Juego de construcción

Este tipo de juego y el funcional se dan a la par, después del primer año de vida de los niños y niñas. Por lo tanto, esta clase de recreación fomenta y estimula en los pequeños su capacidad creativa, sus habilidades motrices (coordinación óculo-manual), la resolución de conflictos y la ubicación temporo-espacial.

Ejemplos de este tipo de acciones que simboliza estos juegos en la primera infancia son: apilar y alinear objetos para formar caminos, torres o puentes, ordenar un puzle o armar una casita con sábanas y sillas.

Recreación simbólico

Juegos simbólicos

La representación e imitación de personajes que ven a su alrededor, es lo más llamativo del juego simbólico para los pequeños. Por ejemplo, Disfrutan simulando situaciones, logrando a su vez comprender y adquirir todo aquello que ve, oye y percibe; ejercita la creatividad, la capacidad imaginativa, la ficción e interacción con sus pares.

 Juego de reglas

Juegos con reglas

A partir de los 6 años se evidencia este tipo de juego, en donde los niños y niñas, instauran las reglas de juego, por lo tanto, pueden variar de común acuerdo con todos los participantes. Este tipo de recreación les permite asimilar y acatar pautas, respetar y esperar sus turnos, se fomenta la flexibilidad o comprensión ante el fracaso o la desilusión y se vivencian valores como el respeto. Ejemplo de estos juegos típicos: el lobo, las escondidillas, lotería, boliche y muchos otros.

Importancia del Juego en la primera infancia

La mayor importancia del juego en la primera infancia es que aporta a los pequeños un canal de aprendizaje directo. Por lo tanto, a través del juego, no sólo adquieren muchos conocimientos , sino que también les ayudan a ejercitar las habilidades psicomotrices, la capacidad de socialización, el amor propio y valores que rigen el comportamiento de los más pequeños en la primera infancia.

Por lo general, los niños que juegan en equipo tienden a volverse personas comprensivas, flexibles y educadas inmersas en una sociedad cada vez más diversa.

El juego en la primera infancia posee ciertas características que lo diferencian de otras actividades, como son independencia, autonomía, cooperación y estimulación. El juego se da en todos los niños y niñas sin tener en cuenta condiciones específicas y facultades. Los niños y niñas que no juegan, que presentan agresividad o signos de discriminación manifiestan con esos comportamientos, una problemática.

La recreación fortalece y posibilita la capacidad imaginativa e inventiva de los niños y niñas, potencia la creatividad. El juego en la primera infancia también tiene beneficios en la parte física, puesto que a través del ejercicio los niños desarrollan un corazón sano y fuerte. Los juegos de estrategia también son buenos para el fortalecimiento mental y creativo de los pequeños.

En resumen, los objetivos del juego en la Primera infancia es que los niños aprendan a pensar, a recordar y a resolver problemas. Que logren comprobar y experimentar sus creencias sobre el mundo. Que aumenten sus habilidades de resolución de problemas a través de juegos como los rompecabezas y las adivinanzas.

Artículos relacionados:

Rosmira Durango Causil
Sígueme en: